El mal rollo de ‘Funny games’



Filed under : Actualidad, Películas

Fotograma de Funny gamesMichael Haneke nos hizo sufrir, hace ya 11 años, con su primitiva Funny games.
Ahora vuelve, dale que te pego, con una nueva ración de sado (maso para nosotros), con el hermanito de Pitt de ángel malo, en la recién estrenada versión norteamericana de Funny games.
Podéis leer algunas cosas serias y sesudas sobre el tema en Miradas de cine (Alicia Albares), Pequeños cinerastas (José Sarmiento) o Blog de cine (Alberto Abuín), por citar algunos blogs.
En medios tradicionales, en papel, Time Out Barcelona (Antonio José Navarro) la pega un palo y la califica de “intento fallido de reescribir un discurso originariamente muy discutible”; Fotogramas (David Broc) dice que el filme actualiza el discurso con solvencia y El Periódico (Nando Salvà) considera a Haneke un “gran arquitecto de la tensión fílmica sostenida y un malabrista único en la crueldad”.
Al final, nos inclinamos por la última frase del amigo Carlos Boyero en El País: “Me pone enfermo que, como en el teatro experimental, los matarifes nos pregunten a los espectadores si estamos complacidos con la catarata de violencia que estamos padeciendo. O que rebobinen en vídeo el espanto. No puedo olvidarme de esta película, pero el mal rollo supera a la hipnosis.”